Enfriadores de gran alcance

Enfríe su piscina / baño/ bañera (entre 200 y 5000 litros) a 0-1 grados en cuestión de horas

No necesita más hielo

No vuelva a comprar bolsas de hielo y disfrute de la eficacia de nuestros CoolCubes

Fácil pago

No es necesario ser un técnico para comenzar a usar un CoolCube

Cualquier baño/bañera/piscina funcionara

Simplemente use su baño existente o compre una bañera / piscina: cualquiertipo de piscina funcionará

El agua se usa en diversas formas y a diferentes temperaturas para beneficiar al cuerpo humano. Puede consumir agua para obtener minerales esenciales, inhalar el vapor en forma vaporizada o en forma de hielo para relajar una parte del cuerpo. Las aplicaciones de agua fría y caliente han llevado a la aparición de técnicas increíbles como la hidroterapia y la terapia con frío.

Tal vez te hayas encontrado con atletas profesionales sentados en una tina con hielo o agua fría. Es un ejemplo perfecto de aparente tratamiento de agua fría. También conocida como crioterapia, la terapia con agua fría es una técnica que consiste en sumergir el cuerpo en temperaturas frías durante varios minutos. Puede comenzar con la terapia de agua fría invirtiendo en bolsas de hielo, una cámara criogénica, aerosoles refrigerantes o un dispositivo como CoolCube. , que está en la cima de la crio-tecnología.

Esta técnica es muy utilizada en el mundo del deporte y las instituciones sanitarias. Si está listo para adoptar la tecnología del agua fría, no debe mirar atrás, ya que existen beneficios comprobados que debe conocer. Echar un vistazo:

  1. Lesión y recuperación muscular más rápida

El agua fría o el hielo tienen un efecto analgésico y relajarán los músculos y reducirán el dolor después de una lesión. Se recomienda la terapia con frío si tiene problemas de rehabilitación posquirúrgica, dolor artrítico, inflamación o lesiones por esfuerzo crónico como tendinitis, calambres en las piernas, síndrome del túnel carpiano y fascitis plantar. La crioterapia ayuda a calmar los músculos o las áreas afectadas.

  1. Mejora el sistema linfático

El sistema linfático depende de la contracción muscular para bombear el líquido linfático y, si no hace ejercicio, el sistema se vuelve ineficaz y lento, lo que lleva a la acumulación de toxinas. Experimentará dolor en las articulaciones, infecciones o resfriados que pueden tratarse con terapia de agua fría.

  1. Mejora la circulación y la salud del corazón

Un flujo sanguíneo deficiente comprometerá el sistema circulatorio y provocará complicaciones relacionadas con el corazón. Es posible que experimente presión arterial alta, fatiga, dolores de cabeza y calambres musculares. Lo bueno es que las inmersiones en agua fría pueden estimular el flujo sanguíneo y promover una buena salud cardíaca.

  1. Tratar los trastornos del estado de ánimo 

Las temperaturas bajo cero pueden provocar respuestas hormonales fisiológicas como la liberación de endorfinas, adrenalina o noradrenalina. Estos cambios pueden tener un efecto positivo si lucha contra los trastornos del estado de ánimo.

  1. Ayuda a bajar de peso 

La exposición al frío puede ayudar a quemar las calorías adicionales en el cuerpo que conducen al aumento de peso. Hacer ejercicio en agua fría ayudará a quemar el exceso de grasa y a perder peso de manera saludable.

  1. Trate las afecciones de la piel y la dermatitis atópica

La crioterapia ayuda a mejorar los niveles de antioxidantes en la sangre y reduce la inflamación. El agua fría puede reducir los síntomas de picazón y sequedad de la piel asociados con la dermatitis atópica y las complicaciones cutáneas relacionadas. La tecnología de agua fría también ayuda a fortalecer el cabello y las uñas.

Terapia de agua para personas con EPOC 

Las bajas temperaturas empujan al cuerpo a trabajar duro para mantenerse caliente, lo que ejerce presión sobre los pulmones y el corazón. Puede comenzar a experimentar síntomas de la enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC), como tos crónica, sibilancias y dificultad para respirar. Muchos pacientes con EPOC optan por fármacos antiinflamatorios o broncodilatadores, oxigenoterapia o cirugía. ¿Pero sabías que la hidroterapia puede ayudar? 

La hidroterapia es una técnica que consiste en sumergir su cuerpo en agua caliente o tibia. La tecnología ha demostrado ser eficaz para mejorar el uso de oxígeno en el cuerpo.

Muchos especialistas en pulmones o terapeutas respiratorios recomendarán terapias a base de agua porque son bastante efectivas para tratar la EPOC.

Las temperaturas cálidas son esenciales para quienes luchan contra la EPOC, ya que es más fácil respirar el oxígeno o el aire tibios. La inmersión en agua tibia ayuda a mejorar el uso de oxígeno en el cuerpo y es excelente para combatir las complicaciones respiratorias. La terapia con agua tibia ayuda a fortalecer el sistema inmunológico, reduce las infecciones respiratorias que causan la EPOC y mejora la calidad de vida. Los aerosoles de crioterapia para la EPOC también están aprobados por la FDA y deben usarse según las recomendaciones. 

x