Enfriadores de gran alcance

Enfríe su piscina / baño/ bañera (entre 200 y 5000 litros) a 0-1 grados en cuestión de horas

No necesita más hielo

No vuelva a comprar bolsas de hielo y disfrute de la eficacia de nuestros CoolCubes

Fácil pago

No es necesario ser un técnico para comenzar a usar un CoolCube

Cualquier baño/bañera/piscina funcionara

Simplemente use su baño existente o compre una bañera / piscina: cualquiertipo de piscina funcionará

Si bien la terapia de frío ha ganado mucha popularidad recientemente, sus orígenes se remontan a mucho tiempo atrás. Camino de regreso a la antigüedad.

El tratado quirúrgico sobre trauma más antiguo que se conoce, fechado en el 3500 a. C., ya hacía numerosas referencias al uso del frío como terapia para tratar la inflamación. Desde estos primeros días se ha convertido en un tipo de terapia muy moderno que se utiliza no solo para las lesiones deportivas, sino también para la recuperación deportiva, el tratamiento de ciertas enfermedades relacionadas con el sistema nervioso, la superación personal e incluso con fines meditativos.

Otro ejemplo registrado del uso de la terapia con frío en la antigüedad fue con los griegos en el año 400 a. C., cuando Hipócrates usó agua fría para tratar la hinchazón y el dolor. Después de eso, en 1050 d.C., los monjes anglosajones usaron hielo como anestésico local

James Arnott, un médico inglés descubrió en 1845 que la aplicación de frío era un tratamiento muy eficaz para los dolores nerviosos y las migrañas. Fascinado con su descubrimiento, continuó su investigación sobre otras posibles aplicaciones terapéuticas del frío. Un hallazgo fue que los tumores se redujeron cuando se aplicó en frío.

En un estudio holandés de 2014 realizado por el método Radboud Unversity on Hofs, se demostró que los efectos de las infecciones pueden reducirse mediante ejercicios de respiración y exposición al frío. No solo por él mismo, sino por cualquiera que use su método.

En 2018, en el estudio 'cerebro sobre cuerpo' publicado en NeuroImage se investigó al famoso Wim Hof. Los investigadores descubrieron que Hof puede usar su mente para inducir artificialmente una respuesta de estrés en su cuerpo que lo ayuda a resistir los efectos del frío. Se estableció que Hof puede activar una función de analgésico interno realizando ejercicios de respiración y luego exponiéndose a una amenaza como un frío extremo y repentino.

Hoy en día, millones de personas usan la terapia de frío. Apoya a los atletas en la recuperación deportiva y ayuda a las personas a fortalecer su sistema inmunológico y a llevar una vida más plena al ser fuertes, saludables y felices.

x